miércoles, 30 de marzo de 2011

Adiós a mi cuerpo



Réstame incierta hora
para improvisar el adiós a mi cuerpo.
Cuerpo moldeado de polvo
por mano única, mano de artesano
que insufla movimiento y vida
a seres dispares, al insecto y al hombre.

Dios árbitro de la muerte
desde el instante de la Creación;
quien me guió hacia bibliotecas,
enseñó música, regaló amaneceres
iluminados por huellas de pasión;
ocultó grillos y zorzales indiscretos
en enredaderas enamoradizas de mi ventana.

Réstame una hora, que bien podría
ser un instante, para despedirme
de la escuelita rural de mi infancia;
de los muros de la universidad
resonantes con orfeones solemnes
sobre el Ser, sin distingo entre la Nada
y las tangibles formas de mi amada.

¡Adiós al encanto de cabalgar
por valles y praderas!
¡Despedirme de trenes y bicicletas!

¡De rememorar los labios de mi Amor!

¿Qué extraña voluntad rige este final
de espumas? ¿Quién arbitra el frágil
entretejido de rosas y tormentos?
Sin duda hubo errores, algún descuido
en el celeste andar de ángeles caídos.

Ansias de vivir en mi desfalleciente cuerpo,
joven pero fatigado cuerpo, corazón que late aún.
Perduro en estos brazos quietos,
mis labios mudos, sin aliento, fríos como
letras esculpidas en el certero mármol.

¿Ha llegado el instante supremo
de comprender misterios encumbrados?
De morir aquí...

                             o de Vivir eternamente…

Copyright: Silvia Evelina, Buenos Aires, Argentina, 2011.
Todos los derechos reservados.


































23 comentarios:

  1. Querida Silvia, tienes un don especial para poetizar cosas tristísimas, pero con suave sentimiento y chispazos de luz que me emocionan enormemente.
    He llorado... igual vendré siempre a leer tus estupendos versos.
    Abrazos, Marce
    PD: Prometo que inauguro mi blog antes de fin de mes. Un pedido tuyo es una órden para mí. Beso

    ResponderEliminar
  2. ¡Hola Marce! Gracias por tus emotivos comentarios. Ya estarás resignado, por el momento paso por una etapa melancólica...¡es un alivio que no te perturben mis ideas!
    En cuanto a tu blog, estoy perdiendo las esperanzas. Tenés tanto para publicar ¡te estás haciendo rogar!
    Dále nomás, ey?
    Beso

    ResponderEliminar
  3. Un poema siempre es bueno para vivir o morir. Intenso y bello!!! Abrazos.

    ResponderEliminar
  4. Inquietante y magnífico este poema vital.

    Qué bien encarados esos momentos misteriosos y únidos, recordando lo mas bello de lo vivido, pero sin temor por el final...o principio?...

    Eres un encanto. Abrazos

    ResponderEliminar
  5. Hola Fer! Ya espié tu última cita, está muy buena y dejaré un comentario. Aprendo mucho de tus frases y sentimientos.
    Me alegra de que te haya gustado mi poesía de amor y muerte. Sin ellos, tampoco habría vida...No sé quién lo diseñó así, pero es lo que hay!
    Beso!

    ResponderEliminar
  6. Querida Soco: Me salen estos temas melancólicos... pero creo que hay luz en forma de preguntas, no? Así espero. Alpha y Omega, principio y fin...pero el fin puede ser glorioso, no? Es lo que se plantea el joven falleciente, y sin temor, como tu dices.
    El encanto eres tu, Soco! Por aguantarme...jaja...!!

    ResponderEliminar
  7. Ay, un error, Soco! ¿En quién pensabas? Pero estuvo bien que lo rectificaras, porque pensé que era "unidos"...Podría andar...dicen que cerca de la muerte se pasa revista a todo lo vivido, y eso sería unificarlo en un instante. Me enseñas cositas hasta con tus supuestos errores. Otro beso!

    ResponderEliminar
  8. Hola Sylvia! Estoy rememorando tanto que no sé qué escribir como comentario. Y yo asistí a una escuelita rural. ¡Que bellos años!
    Pero las Parcas deciden, ellas cuentan los días, miden el hilo de nuestras vidas, y lo cortan donde parece corresponder, aunque nosotros no lo comprendamos. Así relatan las leyendas griegas, modificadas un poquito por los romanos...
    Te felicito, Sylvia, y recibe un enorme cariño.

    ResponderEliminar
  9. "¡Adiós al encanto de cabalgar
    por valles y praderas!"
    Un instante supremo en el que se vivencian nostalgias y despedidas , amor y finitud .
    La intensidad de los sentimientos ante los misterios de la muerte.
    Muy bueno.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  10. Querida amiga bello e intenso poema.
    siempre es un placer enorme leerte.

    (¯`•.•´¯) (¯`•.•´¯)AMIGA•.• ♥•.• ★
    *`•.¸(¯`•.•´¯)¸.•´
    ♥ º° ♥`•.¸.•´ ♥ º° ♥ `•.¸.•´` Que tengas
    (¯`•.•´¯) (¯`•.•´¯)un buen …★
    *`•.¸(¯`•.•´¯)¸.•´★Fin de semana
    (`’ ●.¸ ★ Cuando se tiene un amigo
    (`’ ●.¸ ★ se tiene un pedazo del cielo
    (`’ ●.¸ ★ un refugio, un cómplice
    (`’ ●.¸ ★ ese ser que nos transmite
    (`’ ●.¸ ★ confianza y respeto
    (`’ ●.¸ ★ Cuando se tiene un amigo
    (`’ ●.¸ ★ se tienen las alas
    (`’ ●.¸ ★ extendidas al viento
    (`’ ●.¸ ★ y se puede desnudar el alma
    (`’ ●.¸ ★ sin correr riesgos.
    (¯`•.•´¯) (¯`•.•´¯)★Que Dios
    *`•.¸(¯`•.•´¯)¸.•´★te bendiga
    ♥ º° ♥`•.¸.•´ ♥ º° ♥ `•.¸.•´` ★Querida
    (¯`•.•´¯) (¯`•.•´¯)★AMIGA★
    *`•.¸(¯`•.•´¯)¸.•´
    ♥ º° ♥`•.¸.•´ ♥ º° ♥★Noemi…★
    ♥` ♥ º°♥★ Besitos ★♥ º° ♥` ♥

    ResponderEliminar
  11. ¡Hola Carmela! Muy agradecida por tu visita y tus comentarios. Perdóna la demora en responder. Es posible que esté ausente unos días, pero volveré con energías renovadas y pasaré por tu espacio para espíar lo que has agregado.
    Abrazos!

    ResponderEliminar
  12. Noemí, cada vez que pasás por mi casita siento una gran emoción. Dejás un aire de paz, amor y espiritualidad.
    Perdoná mi demora en visitarte. Prometo y no siempre cumplo.. ;-)
    Y ahora es posible que me ausente por unos días, para visitar La Cumbre, lugar donde me gustaría vivir, si es que logre escapar de esta gran ciudad. Cariños enormes, Sylvia***

    ResponderEliminar
  13. Delia! Qué placer recibirte aquí. Siempre dices cositas que me interesan. ¡Pero sigo frustrada que no te decides a compartir tu bella prosa con la gran población de blogueros!
    Mejor me callo, ya lo dije mil veces... ;-)
    Cariños enormes!

    ResponderEliminar
  14. Hermoso poema, Sylvia, con imágenes muy bellas.

    Besosssssssss

    ResponderEliminar
  15. Gracias, Mónica, por tus comentarios. Abrazos!

    ResponderEliminar
  16. La pristeza que sientes, la transmites como si tus versos tuviesen voz y se recitaran por ellos mismos al leerlos.

    Me emocionaste Sylvia.

    Un verdadero placer

    ResponderEliminar
  17. ___**_**Querida Sylvia
    _**___**Que el gozo de la
    _**___**_________****resurrección
    _**___**_______**___****nos rescate
    _**__**_______*___**___**de la soledad,
    __**__*______*__**__***__**la impotencia
    ___**__*____*__**_____**__*y la
    ____**_**__**_**________** desesperación
    ____**___**__** y nos transporte a un mundo
    ___*___________* de fortaleza,
    __*_____________* belleza y
    _*____0_____0____* felicidad.
    _*_______@_______* te dejo todo
    _*_______________* mi cariño
    ___*_____v_____*Felices Pascuas
    _____**_____**Que Dios te bendiga
    _______*****_____Besitos
    (``★.¸(``☆.¸ ¸.☆`´)¸.★`´)
    «´¨★.¸¸.*Noemí*.¸¸.★´¨`»
    (¸.★`´(¸.☆`´ ``☆.¸)``★.¸)

    ResponderEliminar
  18. ¡Hola Mistral!
    Gracias por comentar. Así es, no puedo evitar escribir poesía desde mi corazón, aún tratando de tomar distancia para que sea aceptablemente objetiva en cuanto al entorno, espacio y tiempo.
    Abrazos para tí!

    ResponderEliminar
  19. ¡Hola Noemí!
    Gracias por las bendiciones para las Pascuas, tan bellamente dibujadas desde tu mágico teclado.. Yo también rezo para que la Resurrección de Cristo llene tu hogar de alegría y te haga el camino más liviano, vos que tenés que ocuparte de temas delicados y cargados de sentimientos profundos. Pasaré por tu nuevo blog, abrazos!

    ResponderEliminar
  20. Hola Silvia. Me gusta tu poema. Lo veo como un canto a la vida. Que bueno es poder disfrutar del regalo de la vida. A mi me gusta mucho el cine, y la última película que volví a ver, "Cadena Perpetua", había una frase que me impacto, creo recordar que era, "empeñarse en vivir o en morir", o algo así. Son muchas las cosas buenas de la vida, pero a veces las prisas del día a día hacen que pasen desapercibidas. Voy a darles un beso a mis niños, pues van creciendo muy deprisa. Y voy a recordar a mis padres, y todo lo bueno que por mi hicieron.

    Me gusta tu poema.

    Un saludo.

    Manuel Aliaga.

    ResponderEliminar
  21. ¡Hola Manuel! Comprendo tu comentario, pues yo creo que poeticé acerca de la vida, al menos sobre las cosas bonitas y agradables que nos pueden pasar antes del final...Aunque al decir del coro del pueblo, en Edipo Rey, nadie puede predecir la fatalidad; si realmente será siempre feliz, no?
    Se crée que uno repasa todo en los instantes antes de la muerte..mmm...¡no siempre es posible! Acabo de leer tu ensayo sobre el holocausto español. Ay! Iré a comentar, pero no es mucho lo que se puede decir ante tamaña catástrofe inhumana...o humana..no lo sé. Saludos!

    ResponderEliminar
  22. La verdad es triste, es muy emocionante cunado se va recordando.
    Pero has creado un maravilloso final, con esa frase "o vivir eternamente"

    ResponderEliminar